¡La atajada del año!

En tiempo de premios para todos los gustos, si alguien quisiera elegir la mejor atajada de 2017, seguramente tendría mucho trabajo para encontrar alguna que le peleara a la que realizó Marcelo Grohe, de Gremio, ante Ariel Nahuelpán durante el partido de ida de una de las semifinales de la Copa Libertadores que los brasileños terminaron ganando 3 a 0 en Guayaquil.

Se jugaban cuatro minutos del segundo tiempo y los visitantes ya se imponían 2 a 0 con tantos de Luan y Edilson en el estadio Isidro Romero Carbo cuando Marcos Caicedo lanzó un centro desde la derecha que el argentino Damián Díaz no logró conectar con precisión de cabeza.

El balón quedó suelto para que otro compatriota, Nahuelpán, rematara al gol. El bombazo del exdelantero de Nueva Chicago, ejecutado a menos de dos metros de la línea de sentencia, solo podía tener la red como destino. Pero Marcelo Grohe se estiró al máximo y, con su mano derecha, evitó la caída de su valla.

Enseguida llegó el tercer tanto de Luan, que empezó a definir la serie que tendrá su revancha el miércoles próximo en Porto Alegre. Más allá de que solo se escucharon tres gritos de festejo en Guayaquil, la intervención de Marcelo Grohe fue tan valiosa como un tanto.

 

 

Related posts